martes, 13 de agosto de 2019






Una jornada hecha a mi medida. La textura del aire es más propia del otoño que de un verano ya mediado. Me gusta tanto pasear en estos días tranquilos, lejos del agobio del sol, bajo unos cielos de luz cambiante. Se tiene tiempo de pensar a la manera de los ríos, fluida, despaciosamente, como soñando.
¿Soñaba Joe Cocker? Sin duda, pero no fue a la manera de los ríos y eso, como todo el mundo sabe, al cabo de los años lo destruyó.






No hay comentarios: