viernes, 14 de octubre de 2016


"Es un disparate absoluto. Creía que era una broma, una inocentada. No puedo dar crédito a cómo se ha desacreditado la Academia", ha dicho el poeta, que ha enfatizado que Dylan "es un cantautor maravilloso pero no resistiría", en su opinión, la prueba de publicar las letras como poemas. "Tener un Nobel desde hoy es un auténtico demérito", ha dicho recordando a Borges, que nunca recibió el premio. LUIS ALBERTO DE CUENCA










¿Quo vadis, Nobel? La respuesta está en el viento. Después de esto ya no podrás salir a flote en tu vida.

Dylan es bueno, incluso buenísimo, pero es un dios menor si extrapolamos la letra de sus canciones, por cierto, con frecuencia un galimatías, una abstracción de algo. Me gusta para escucharlo -y no siempre, ¿eh?, no siempre-, pero creer que hizo literatura, literatura de altura en sus letras... En fin, que la Academia ha vuelto a hacer una de las suyas. 

Entretanto, *Borges sigue a la espera. Por ejemplo.






No hay comentarios: