lunes, 6 de agosto de 2012

Chavela «con ‘v’ y no con ‘b’, para joder», grabó su primer disco en 1961 y se pasó por su «republicana gana» lo políticamente correcto




Los entrecomillados de esta frase que me traigo de El País supongo que son de Chavela Vargas. Me han parecido muy definitorios de esta mujer que ya se nos ha ido. En lo físico, naturalmente.
.
Me gustaba a veces sí y a veces no. La encontraba, en general, demasiado lenta, se eternizaba arrastrando sílabas, gestos, dolor. Cargaba deliberadamente la atmósfera de sus canciones con toda la intención -y lo logró con creces- de distanciarse del mariachi trompetero y festivo. Las mismas canciones eran otras canciones en la boca de esta mujer de voz alcoholizada y quejumbrosa. El dramatismo que destilaban las interpretaciones de Chavela Vargas tenía el poder de dejarme el corazón encogido y tembloroso, hecho un guiñapo, un saldo al final de temporada.
.
Otras veces, en cambio, me subyugaba y fue con su Piensa en mí que me convertí con más o menos entusiasmo al chavelismo. De cuando en cuando, sobre todo frente al ordenador, me abría sus archivos empezando por esa canción. Me parecía el introito natural a su obra. Me entregaba, no había opciones. Sentía que su voz era grito, grito suave, pausado, un desgarro lento entre silencio y silencio, y entonces algo mío, muy importante y recóndito, se me desplomaba sin ruido. Si me pidieran una definición de esta mujer espléndida y plena, atormentada y adolorida, y sobre todas las cosas satisfecha de haber vivido como le dio la gana, diría que fue un alma que nos rindió a sus tempos. Será difícil olvidarla. Será muy duro para su legión de seguidores perder de vista su pantalón de manta, la nívea blusa blanca y el jorongo. Y su rostro grande y anguloso, de espesas cejas, su andrógina figura, y su corazón inmenso, su corazón que la trajo in articulo mortis a España porque tenía una especie de deuda con Federico García Lorca. Quiso saldarla a base de homenajes, darle la gracias -gracias, Federico, que me has dado tanto-, antes de partir.


..


No hay comentarios: